Christophe Claret

Suscripción al boletín de noticias

Noticias

X-TREM-1, Relojería definitiva de Christophe Claret

X-TREM-1, Relojería definitiva de Christophe Claret

El desafío era importante y algunos dirán que casi una locura: ¿cómo se le ocurre a alguien introducir un campo magnético, el mayor enemigo de la mecánica relojera, en el corazón de un reloj? Pues eso es precisamente lo que ha hecho el equipo de Christophe Claret al crear un sistema en el que dos pequeñas esferas de acero –vaciadas para que resulten más ligeras y alojadas en sendos tubos situados a la derecha y a la izquierda de la carrura– se controlan a través de los campos magnéticos de precisión que generan dos imanes en miniatura movidos por hilos. Se trata de hilos extremadamente flexibles formados por centenares de nanofibras Dyneema dentro de un gel de polietileno y capaces de resistir fuerzas de tracción de hasta un kilo. Todo el hilo es más fino que un cabello (4 centésimas de milímetro de diámetro). La resistencia del hilo ha sido probada en la Manufactura Claret con un simulador de desgaste acelerado equivalente a 60 años de funcionamiento.

Añadir un comentario